contactosubscribirse

GUIA PARA EL NUEVO COLECCIONISTA

01 enero 2009

El nuevo coleccionista debe de tener en cuenta que una obra de arte, además de ser un objeto decorativo, elegido, te permite establecer una comunicación permanente y si se decide a coleccionar debe ir reuniendo las obras que le gusten, al margen de su cotización en el mercado. De esa manera nunca se producirá equivocación o error.Tal y como decía el gran coleccionista Lázaro Galdiano:”Me podrán haber engañado en el precio de las cosas, pero en cuanto a la belleza al gusto, imposible.Siempre he comprado lo que me ha gustado”.

Reunir una colección no significa grandes sumas de dinero, sino la decisión de conformarla siguiendo las pautas de un guión premeditado, o bien, elegir según el gusto hasta que tome forma propia.Desde el punto de vista de la rentabilidad coleccionar arte es una inversión confiable, ya que genera rentabilidad y se amortiza con el tiempo.

Coleccionar puede convertirse en un nuevo sentido de la vida. Estar conectado con el arte es pertenecer a la historia y la cultura, es reflexión y testimonio. Hay que entenderlo como un juego en el seguimiento de los artistas a quienes se ha apostado y confiado. La mirada se entrena a partir del conocimiento, el interés y la experiencia. Además de nuestras preferencias e intuición, es importante un buen asesoramiento orientador.

Y, por último, tener muy en cuenta que no se puede ser coleccionista de todo, porque en ese caso nunca se tendrá una colección importante ni se aprenderá.Un auténtico coleccionista nunca debe caer en la diversificación indiscriminada.[Decálogo y reglas a seguir]

1 comentarios:

Nes dijo...

Me ha gustado la frase de Galdiano y el texto entero. Entrenar la mirada.